¿Son deducibles los reembolsos de caja en montos superiores a 2 mil pesos?
mayo 7, 2018
¿Son deducibles las erogaciones cubiertas mediante la compensación de saldos entre empresas?
mayo 10, 2018

¿Se pueden seguir utilizando los CFDI de una persona que fallece?

¿Se pueden seguir utilizando los CFDI de una persona que fallece?

Una sucesión es el acto por medio del cual una persona hereda sus bienes. Cuando la muerte de una persona se suscita de manera intempestiva deja pendientes aspectos relacionados no solo con la falta de testamento y la suerte de sus bienes, sino obligaciones contractuales y quizá fiscales.

Cuando una persona fallece, el albacea debe presentar dentro de los 90 días siguientes a la fecha en que se discierna este cargo, la declaración por los ingresos que hubiera obtenido el fallecido hasta el momento de su muerte.

Los ingresos devengados no cobrados hasta el momento de la muerte del contribuyente, y que provengan de salarios, honorarios y arrendamiento estarán exentos de impuesto posteriormente cuando los perciban los herederos y legatarios, ya que conforme a los artículos 93 fracción XXII de la Ley del Impuesto Sobre la Renta y 261 de su reglamento se les concede la característica de herencia o legado, y por lo tanto, se encuentran exentos de acumulación.

Conforme al citado precepto reglamentario, tratándose de ingresos por concepto de enajenación de bienes inmuebles, por adquisición de bienes, por intereses, por dividendos y demás ingresos, así como los derivados de la realización de actividades empresariales, podrán considerarse como ingresos percibidos por el autor de la sucesión (es decir, ingresos percibidos por el fallecido mediante declaración que efectuará el albacea) y declararse, excepto los ingresos por premios, en los términos del penúltimo párrafo inmediato anterior, o bien los herederos o legatarios podrán optar por acumularlos a sus demás ingresos.

El criterio de las autoridades hacendarias respecto a los adeudos fiscales de una persona que fallece es que estos no se extinguen con la muerte del contribuyente, sino que de la herencia o sucesión deben tomarse los recursos para cubrir tales adeudos, esto con base en el artículo 1284 del Código Civil Federal que señala que el heredero adquiere a título universal y responde por las cargas de la herencia hasta donde alcance la cuantía de los bienes que hereda.

La fracción IX del artículo 30 del Reglamento del Código Fiscal de la Federación dispone que el aviso de cancelación en el registro federal de contribuyentes por defunción se presentará por cualquier familiar de la persona que fallezca o tercero interesado, siempre que no se actualicen los supuestos para la presentación del aviso de apertura de sucesión;

La regla 2.5.4., de la Resolución Miscelánea Fiscal 2018, señala que la autoridad fiscal podrá realizar la cancelación en el RFC por defunción de la persona física de que se trate, sin necesidad de que se presente el aviso respectivo, cuando la información proporcionada por diversas autoridades o de terceros demuestre el fallecimiento del contribuyente y éste se encuentre activo en el RFC sin obligaciones fiscales o exclusivamente en el régimen de sueldos y salarios y/o en el RIF, ingresos por intereses, ingresos por dividendos o bien, exista un aviso de suspensión de actividades previo al fallecimiento, con independencia del régimen fiscal en que hubiere tributado conforme a la Ley del ISR. No obstante, el contribuyente o su representante legal, podrán formular las aclaraciones correspondientes aportando las pruebas necesarias que desvirtúen la actualización de sus datos en el RFC realizada por la autoridad.

El tiempo en que se liquida una sucesión, es decir, lapso de tiempo que comprende desde que fallece la persona hasta que sus bienes legalmente pasar a ser propiedad de sus herederos y legatarios, se deben cumplir determinadas obligaciones fiscales, incluso, la de expedición de comprobantes, es por ello, que el artículo 38 del Reglamento del Código Fiscal de la Federación precisa que en caso de fallecimiento del contribuyente, el representante legal de la sucesión, será el único autorizado para seguir emitiendo los comprobantes fiscales digitales por Internet que correspondan al autor de la sucesión.

Por: Redacción

 

Deja un comentario